29 diciembre de 2021

Durante este año se lograron medidas exitosas para niños, niñas y adolescentes


La Oficina del Abogado del Niño, Niña y Adolescente (ANNyA) logró la resolución de una serie de requerimientos que se multiplican en cantidad y diversidad en esta época del año, tanto en el ámbito civil como en el penal.

La encargada de la oficina, Dra. Mariana Sain, explicó que la figura del ANNyA cierra el año con más de 1.600 intervenciones “en las cuales niñas, niños y adolescentes tuvieron su abogado particular y tomaron intervención propia en los procesos civiles y penales”.

Al respecto, la Dra. Sain destacó que la oficina obtuvo medidas judiciales positivas en casos de bullying en las escuelas de niños que han planteado esa situación.

Del mismo modo, la Dra. Lourdes Romano Norri, integrante del cuerpo de abogados del ANNyA, contó que entre las resoluciones que se consiguieron se detallan “el caso de dos niños alojados en instituciones que egresaron en guarda con su familia materna y, también, permisos judiciales para que otras niñas, niños y adolescentes pasen las fiestas de navidad y año nuevo con sus familias o referentes familiares”.

Asimismo, la oficina del ANNyA obtuvo, mediante una decisión judicial, que un adolescente pueda inscribirse en una escuela con el apellido con que él se identifica.

Por otra parte, la Dra. Romano Norri explicó que se lograron autorizaciones judiciales para que niños, niñas y adolescentes puedan viajar de vacaciones con uno de sus progenitores cuando éstos están separados y uno de ellos no da su consentimiento para que viajen.

En el ámbito penal, el Dr. Guillermo Santillán, quien también forma parte del cuerpo de abogados de NNyA, sostuvo que se logró la participación del niño, niña o adolescente durante el proceso, “es decir, que ellos deciden contar o no, presenciar o no las audiencias y tener un rol activo en su proceso”.

Entre los casos relevantes en los que la oficina del ANNyA consiguió resultados positivos, el Dr. Santillán enumeró: “Se logró que con su voz los NNyA puedan pedir sus propias medidas de protección; recuperar sus pertenencias; y un caso importante de la oficina fue acompañar a una adolescente, víctima de abuso, en su deseo y derecho de no maternar”, contó.

Al finalizar, la encargada de la oficina del ANNyA afirmó: “Cerramos este año con un crecimiento de la figura no sólo en el ámbito judicial sino, también, como lo indicó el ministro Pupilar y de la Defensa, Dr. Washington Navarro, apostando a un abordaje integral personalizado de cada niña, niño y adolescente”, cerró.